Historia de una niña de escuela

Ya pasó hace años pero no deja de ser acoso. Yo iba hacia la escuela, estaba en sexto grado cuando un hombre en un carro me preguntó por la hora, yo no andaba reloj y cuando me acerqué, lo único que vi fue su rosado pene y él masturbándose con su cara morbosa. Al ver mi sorpresa, él arrancó el carro y se fue y yo, llegué llorando a la escuela.