Yo la reviento

Iba caminando tranquila cuando oí que uno de los vendedores ambulantes le dice a otro: “Vea a esa de verde, yo a esa la reviento“.